Policía desarticula banda 'Los Proxe' en Barranquilla.
Cortesía.
14 Dic 2019 05:41 PM

Caen 'Los Proxe' dedicados a la trata de personas en Barranquilla

Tatiana Andrea
Roenes Cadena
@tatianarohenes
Los individuos también comercializaban alucinógenos e inducían a estas mujeres a su venta y consumo.

La Policía de Barranquilla logró desarticular una red de trata de personas, denominada 'Los Proxe', que se dedicaba a inducir a la prostitución a mujeres de la región y extranjeras mediante catálogos digitales y WhatsApp.

Los individuos ofrecían servicios sexuales a través de plataformas online desde una exclusiva zona de la ciudad, alquilando apartamentos para cometer estos flagelos, por los cuales cobraban el 50 % de las ganancias de las víctimas, que en su mayoría eran mujeres de nacionalidades colombiana, venezolana y dominicana cuyas edades oscilaban entre los 18 a los 35 años. 

Vea también: Drogas sintéticas son gran amenaza para las décadas que vienen: EE.UU.

Mediante operativos, las autoridades lograron la captura de ocho de los miembros de esta banda delincuencial, quienes además comercializaban alucinógenos e inducían a estas mujeres a su venta y consumo.

El coronel Manuel Rojas Laverde, subcomandante  de la Policía Metropolitana de Barranquilla, explicó que en medio de los allanamientos realizados se encontró un laboratorio para el procesamiento de estas sustancias.

"Toda esta operación se realizó en el norte de Barranquilla, donde en uno de esos allanamientos se logran encontrar elementos para la fabricación de esta droga sintética que se conoce como 'Tusi'", explicó el coronel Rojas Laverde.

Esta red era liderada por un hombre de 44 años de edad oriundo de Cartagena y conocido como “Gaby”, quien ofrecía, paquetes sexuales a extranjeros de países como:  Estados Unidos, Panamá, México, Guatemala, Costa Rica y República Dominicana y obtenían ganancias de entre 30 a 100 millones de pesos por cada una.

Lea además: A la cárcel banda que vendía drogas sintéticas por redes sociales y a domicilio

Según el informe de las autoridades, el modus operandi de estos delincuentes, consistía en reclutar a las niñas en sus entornos escolares con engaños y falsas promesas, accediendo de forma segura a ellas para posteriormente prostituirlas.

En cuanto a la venta de sustancias psicoactivas, los individuos lograban ganancias entre 30 y 60 millones de pesos mensuales. 

Dentro de los allanamientos se capturaron dos personas en flagrancia por el delito de tráfico, fabricación y porte de estupefacientes y la incautación de alrededor de 7.000 dólares.