Imagen de referencia.
RCN Radio Barranquilla.
26 Ene 2021 08:39 PM

Pastor de polémico culto en Atlántico renunció a su trabajo como docente universitario

Tatiana Andrea
Roenes Cadena
@tatianarohenes
La comunidad religiosa mantiene un ayuno prolongado, pues afirman que Jesucristo resucitará próximamente.

Gabriel Alberto Ferrer Ruíz, pastor de la iglesia evangélica que se hizo conocida en Atlántico por afirmar que Jesucristo resucitará próximamente, renunció a su cargo de docente titular de la Universidad del Atlántico, pues considera que así se lo ordenó Dios. 

"Renuncio a la Universidad del Atlántico porque quiero proseguir al blanco, por ver si logro aquello para lo cual fui también asido por Cristo Jesús", indicó en su carta de renuncia el pastor. 

Le puede interesar: "Fue un error": respuesta de Uniautónoma a suspensión de contratos a docentes

El pasado domingo, Ferrer dijo durante un culto que transmitió en vivo, que este sería el último servicio que él daría estando en la tierra, lo cual generó preocupación en redes sociales. 

Gracias rey porque es el último servicio sobre esta tierra señor. Gracias porque tú has dicho a tu iglesia que va a será levantada y tú señor me hablaste con voz audible y me dijiste: voy a levantar a mi manada pequeña”, expresó el pastor en medio de la transmisión. 

Lea también: Dicen que el jueves se levantarán los muertos: vecinos de polémica iglesia en Atlántico

Cabe destacar que las autoridades anunciaron que vigilarán de cerca a esta comunidad religiosa, quienes se reúnen en el corregimiento de Isabel López, en Sabanalarga, Atlántico, pues les preocupa el ayuno prolongado al que se han sometido los asistentes, entre los cuales se han identificado ocho niños y doce adultos. 

“Logramos evidenciar las condiciones reales en las que se encuentran los niños. Haremos acompañamiento psicosocial y nutricional. Vamos a tener un patrullaje constante en estos tres días, para verificar el comportamiento de estas personas, debemos tener unas herramientas jurídicas para actuar conforme a la ley”, sostuvo en su momento el alcalde del municipio, Jorge Manotas. 

Esta comunidad afirma que Cristo llegará este 28 de enero y resucitará entre los muertos, por lo que decidieron este ayuno desde hace cinco semanas.