Imagen de referencia.
Cortesía.
23 Ago 2020 12:19 PM

Entregan ayudas a familias damnificadas tras vendavales en el Atlántico

Tatiana Andrea
Roenes Cadena
@tatianarohenes
Al menos 9 municipios del departamento han resultado afectados por fenómenos naturales.

Tras las lluvias y vendavales que se han registrado en los últimos días en municipios del Atlántico y en Barranquilla, la Gobernación inició la entrega de ayudas a más de dos mil familias damnificadas por el invierno en el departamento.

La gobernadora Elsa Noguera indicó que se han entregado diferentes elementos de construcción a los habitantes, con el fin de suplir los daños en sus viviendas causados por 19 vendavales, que hasta el momento han afectado a 9 municipios. 

“Estamos cumpliéndoles a más de 2 mil familias afectadas por lluvias y vendavales que han dejado casas destechadas y muchas de ellas destrozadas. De tal forma que puedan reconstruir sus viviendas y recuperar la tranquilidad y la esperanza”, afirmó la mandataria.

También le puede interesar: Vendaval en Santo Tomás (Atlántico) destechó varias viviendas

La entrega de los materiales de construcción, como láminas de fibrocemento, láminas de zinc, amarras, caballetes, bloques, listones de madera, bultos de cemento, se inició en Manatí y, posteriormente, siguió en los municipios de Santo Tomás, Palmar de Varela, Malambo, Sabanalarga, Candelaria, Baranoa, Ponedera y Juan de Acosta, donde además se entregaron kits de alimentos, cocina, aseo y colchonetas.

De acuerdo con la subsecretaria de Prevención y Atención de Desastres del Departamento, Candelaria Hernández, los beneficiados obedecen al censo realizado de manera coordinada con miembros de la Defensa Civil, quienes visitaron las casas afectadas tomando nota de los daños causados por los fenómenos naturales. 

Vea además: Calamidad pública en Montería por emergencias generadas por lluvias

El más reciente vendaval en el departamento del Atlántico ocurrió este sábado en el municipio de Santo Tomás, donde al menos 50 viviendas resultaron destechadas y decenas de familias quedaron a la intemperie, debido al fenómeno natural. 

Las autoridades adelantan el proceso de cuantificación de los daños en la población, con el fin de brindar las ayudas correspondientes a la comunidad.